Blog de opinión y creación literaria de Paco Labarga

6 de noviembre de 2007

La nación, la descojo-nación y el ‘Ciclón de las Azores’

¿Cómo no sentir nostalgia de la España musulmana cuando leemos el sin par opúsculo de Aznar titulado ‘Cartas a un joven español’?
Ya de joven, este muchacho que llegaría a convertirse en el ‘Ciclón de las Azores’ era como ahora y nos regalaba fragmentos de pensamiento irrepetibles en los que Aznar hacía un verdadero esfuerzo por ser él mismo, por ‘rebu-aznar’: «Habiéndome llegado un ejemplar de las Obras Completas de Primo de Rivera he tomado la decisión de militar al lado de los Falangistas Independientes, la auténtica encarnación del pensamiento joseantoniano». ¡Ondia!. Espera, que sigue. «Las calles dedicadas a Franco y a José Antonio lo estarán a partir de ahora a la Constitución. Y no hemos hecho más que empezar. Se dedican a borrar la historia».
Por si no tuviera ya bastante vacuna de españolismo cañí, leo uno de tantos alardes intelectuales (intelectuales, como los autores intelectuales) del Mesías Losantos, el único dios verdadero para el PP y para los ‘abispos’ (de largas sotanas y afilados aguijones). El título de la columna es ‘Los engañabobos’ y no consta que sea una referencia biográfica de él mismo, de Aznar y del homófobo Vidal, el nuevo César de las ondas profundas, sólo que a diferencia del grande, del César Cayo Julio, aquél sólo escribe e intertextualiza para marujas y jubilados. No creo que a estas alturas sea preciso explicar por qué me cae mejor el disipado follador romano que el ‘meapilas periforme’. Basta recordar que al calvo lo llamaban sus propios soldados “el marido de todas las mujeres y la mujer de todos los maridos”, porque hacía a pelo y a pluma, esto es, jodía y sodomizaba indistintamente (o sea, como algunos obispos de los que tengo noticia). Sólo por eso ya merece mi respeto. Si además hubiera esnifado coca ya habría sido mi ídolo y una total descojonación.
Un mérito sí le reconozco a Todos Losantos (el 1 de noviembre) y es que, por lo menos, firma con su nombre las invectivas que lanza a su prójimo con todo su amor cristiano. Por eso me cae bien, pues me viene a la ‘memoria histérica’ esta perla genial de alguien que odiaba a los que no dan la cara: “antes que nada, habría que eliminar ese refugio de toda bellaquería literaria, el anonimato” (Schopenhauer).
Ingenuamente hay quien llegó a pensar que la sentencia del 11-M calmaría las cosas y es justamente lo contrario, las encabronó aún más. Ahora esos mismos incautos piensan que sólo una victoria electoral del PSOE hará que el PP baje de la montaña. Falso. Si gana el PSOE todo se hará más difícil y la violencia verbal de los políticos se acrecentará. Los científicos aseguran que se ha descubierto un gen que en última instancia es el responsable de la caspa. Hay que luchar contra ese aserto científico, sin caspa la historia de España no sería nada. “¡Viva la caspa!”, “¡viva el vino!”, “¿Quién le ha dicho a usted que yo quiero que conduzcan por mí?”, “Papá, ven en tren”, “Hacienda somos todos”, “el total es lo que cuenta”... y suma y sigue. Lo dicho: “si bebes no des conferencias” y si esnifas trae p’acá un poco de farlopa, porque lo peor no es dejar la droga o el alcohol, sino no saber donde los has dejado.
PD. “Un joven mata en Finlandia a la directora de su instituto y a otros siete compañeros”. Seguro que si esto pasara en la casa de Gran Hermano o en ‘¿Sabes más que un niño de Primaria?’ alguno lo agradecería.
OTROSÍ DIGO: Para qué vamos a negarlo: mira que es ciruelo el ministro Moratinos. Ahora bien, extraña sobremanera que quienes más lo critican sean precisamente aquellos que pusieron en ese puesto a la inefable Ana Palacio, aquella que tras un ridículo de enciclopedia en la ONU dijo “como estaba cansada me atasqué” y aquello de que “la gasolina ha bajado unas pesetillas” gracias a la guerra de Irak.



3 comentarios:

Antonio J. García, afiliado UGT dijo...

Qué bueno.
Me enteré que ya no te dejan escribir en la crónica los artículos de opinión. Dicen que en el lugar que tú ocupabas ahora hay jefes del periódico que escriben con psuedónimos. Ahí está, dando la cara.Valientes.

Barney Gamble dijo...

"y si esnifas trae p’acá un poco de farlopa, porque lo peor no es dejar la droga o el alcohol, sino no saber donde los has dejado."

"Líneas" como estas, te hacen parecer un idiota, te recomiendo que prescindas de ellas en la manera de lo posible.

Un saludo

Anónimo dijo...

Paco:
No banalices el tema de las drogas y el alcohol. Hay muchos jóvenes con graves secuelas físicas y mentales por culpa de esta lacra de la sociedad moderna.Por los demás, seguiré leyéndote