Blog de opinión y creación literaria de Paco Labarga

15 de diciembre de 2009

Rábulas, democracia y Prostitución

(El grupo punki también podía llamarse los genocidas. Sus miembros siguen lacerándonos con sus estupideces)


De siempre los mejores monólogos cómicos se han escuchado en las iglesias. Sin embargo, ahora tienen un duro competidor en el salón de Plenos del Ayuntamiento de Ponferrada, donde con motivo de la festividad del 6 de diciembre (día de la Prostitución) el inefable portavoz del PP (otrora gran esperanza blanca del PSOE) Reiner Cortés, tuvo una descojonante y curil intervención, al final de la cual se mostraba tan encantado de haberse conocido que sólo le faltaba operarse unas cuantas costillas para poder chupársela a sí mismo en un culmen de ‘autocom-placencia’ (Cáceres).
Después de poner sus manos de rábula y sospechoso sobre Tucídides, en su loa a Pericles, soltó perlas de cosecha propia sin desperdicio: “la carga de hedonismo que nos acompaña como ciudadanos de una generación que, en la práctica, sólo ha conocido este sistema político, a veces, no nos permite vislumbrar las amenazas que sobre él se ciernen”. Tócate los cojones, un concejal acusado sempiternamente de traición arengando al mundo sobre lo que se le viene encima por culpa de la carga de hedonismo (un huevo colgando y otro lo mismo) que nos acompaña. ¡Uy, qué miedo!.
Una vindicación del pluralismo (pese a que, según él dice haber leído, en ocasiones “puede llegar a tener un efecto debilitador”), del diálogo, del consenso y de la convivencia suenan en su boca como un eructo de bisonte o como sonaría un concierto de ‘Las Putilatex’ en el claustro de Silos. Y digo yo: ¿Quién cojones, si no es a la puta fuerza, va a dialogar, consensuar o convivir con un fulano al que considera un traidor?.
En fin, entre los numerosos enemigos de la democracia actual, que él enumera de forma no exhaustiva, el concejal de marras olvida que uno de los principales lo constituyen individuos como él. Si sabe tanto como presume, debiera recordar este concejal que Pericles fue depuesto de su cargo tras una grave acusación de corrupción, que fue exactamente lo mismo de lo que él acusó a Cimón, el hijo de Milcíades, el héroe de Maratón, para alcanzar el poder. Pericles robó los tesoros de la liga de Delos, manipuló la democracia y a su pueblo y lo metió en una guerra que nada tenía de defensa de la libertad, sino de pura expansión del imperialismo ateniense. Otra cosa son la amistad con Fidias y con Esquilo y los discursos, que parecen muy bonitos y encendidos, pero no puede comparar a Riesco con Fidias o Esquilo ni su oratoria con la de Pericles, que es lo que obviamente pretende in extremis. En fin, para no continuar con la patraña debo decir que si, como en Atenas, en Ponferrada existiera el ostracismo (donde la gente escribía en trozos de cerámica el nombre de la persona que odiaba y que quería desterrar de la polis) es más que probable que Reiner hubiera sido expulsado de la ciudad ya en los tiempos de ‘La Tapizada’. Ahora cita a Pericles, anteriormente mostró un gusto casi morboso por Séneca, cuando éste desacreditaba a los jueces. ¿A ver si esta querencia por los personajes corruptos va a tener algo de autobiográfica?
Otras gilipolleces: Desde que la señora Haidar se puso en huelga de hambre, todos los pseudointelectuales del régimen consideran incuestionable el derecho del Sahara Occidental a la independencia. No entiendo por qué le otorgan tal derecho a una tierra que es la almorrana del mundo mientras se lo niegan a Cataluña y al País Vasco, por citar ejemplos. Es obvio que quienes defienden al Frente Polisario como adalid de la libertad de un pueblo no saben con quien tratan. El tan odiado Marruecos nos tiene cogidos por los cojones, y además con razón, porque es el país que está frenando el avance del islamismo hacia el sur de Europa. Por otro lado, España es dueña de la mitad de las empresas de Marruecos (curiosamente, la empresa concesionaria de los autobuses de Marrakech es Alsa, la misma que los de León, fíjate tú). Y ahora quieren que tiremos por la borda cientos de miles de millones de euros y de posibilidades de convivencia futura porque una piba pasa de sus hijos y de su puta vida para venir a insultarnos a la puta jeta acusándonos de ser cómplices de su suicidio. ¡No me jodas!, y que todavía no le hayan dado una patada en el culo. Eso sí que es vergonzoso.
Me estoy calentando; voy a tomarme un Valium:
Ya he vuelto: los ciudadanos ricos, occidentales y ecologistas de 4x4 tienen una preocupación por el medio ambiente no ya sospechosa y poco creíble, sino extremadamente coincidente con la que tenían los nazis: así, el Tercer Reich de Hitler, mostró tanta sensibilidad por la naturaleza y los animales que llegó a promulgar tres leyes proteccionistas, la ley de protección de los animales (la Reichs-Tierschutzgesetz de 1933), la ley de caza (Reichs-Jagdgesetz de 1934) y la ley de protección de la naturaleza (Reichs-Naturschutzgesetz de 1935). Es curioso, aunque nada casual, que este visionario cuerpo jurídico ecologista fuera el primero de este tipo en toda la historia. El mismo Hitler declaró: “En el nuevo Reich no debe haber cabida para la crueldad con los animales”. De los judíos no dijo nada ni él ni sus maravillosas leyes.
Item más. El número de gilipollas es tan abusivo como la tasa de Gersul por reciclar la basura (la basura ya está reciclada, concretamente está toda ella sentada en el Parlamento y en los ayuntamientos). Volvamos al timo del cambio climático: miles de ignorantes se concentran estos días a varios grados bajo cero en Dinamarca para protestar contra el calentamiento global. Se ve que les encanta pasar frío. Veamos: Según un artículo aparecido en el Miami Herald el 5 de julio de 1989, el entonces director de la oficina del Programa para el Ambiente de las Naciones Unidas (UNEP), Noel Brown, advirtió que “hay una ventana de 10 años para la oportunidad de resolver” el calentamiento global. Ahora ya deberíamos estar todos con el agua al cuello o hechos a la parrilla como San Lorenzo.
Otra muy gorda. Paul Ehrlich y John Holdren, dos de los auténticos papas del calentamiento global, predijeron que en el año 2000 la población de los EEUU se reduciría a 22 millones de habitantes a causa de las hambrunas. No imaginaron que en el 2000 el principal problema de la población los EEUU sería la obesidad. Bueno, pues ahora vienen con la misma cantinela, pero a cuenta de la cosa climática. Si de aquélla metieron la pata hasta el corvejón, ¿por qué, si no es por una mera cuestión de fe, hemos de creerlos ahora?. Y lo peor de todo es que Holdren es el jefe de asesores científicos de Obama. Aquí en España, Zapatero también tiene a sueldo a otro de estos sinvergüenzas vendemotos disfrazados de científico: Rajendra Pachauri, un tipo que nos saca los cuartos a base de meternos miedo, y nosotros, pobres imbéciles, en vez de pegarle una patada en los cojones, hacemos como con la saharaui Haidar, le abrimos los brazos y el corazón para que nos siga insultando y tomando por retrasados.
Última imbecilidad (por hoy). El genocida británico Tonny Blair, al que su colega ideológico José Bono definió como “gilipollas integral”, ha declarado: “El mundo debe tomar acciones contra el cambio climático incluso si la ciencia no es correcta”. Ahora se explica lo de las armas de destrucción masiva de este y otros capullos que nos gobernaron con mano asesina. Encima quería ser presidente europeo, y a buen seguro que nos merecemos un tipo así, al igual que un tipo como Berlusconi se merece la hostia que le dieron en todos los hocicos y alguna otra de propina. Pero mira, estoy cansado y voy a acostarme con unas personas de diferente sexo a ver si se me pasa la mala hostia, porque me he puesto talibán perdido.

4 de diciembre de 2009

El cuerpo del Anticristo















(Mirad, ¡qué manera de comulgar!. Bien se ve que ninguno de los dos genocidas era partidario del aborto)
Admiro a ese acérrimo defensor de la democracia y los derechos humanos que es Rouco Varela: molesto por la petición de retirada de los crucifijos en la escuela ha llegado a manifestar que “la democracia funciona con libertad, no con la imposición”. Qué pena que este luchador por la democracia no estuviera cuando los maestros de la escuela pública me llevaban en fila a confesar obligado, como un borrego, junto a los demás niños de la escuela pública donde yo estudiaba. Y qué pena que Rouco no estuviera allí cuando el cura don Benedicto sacudía hostias a mano abierta y llena de ira en la clase de religión, que era una catequesis en toda regla, pues con la regla también sacudía.
Claro que esto de las hostias siempre ha sido muy del gusto eclesiástico, salvo que defiendas el derecho de la mujer al aborto, porque la mujer no puede tener ese derecho y en tal caso se te niega la comunión, cosa que yo agradezco, porque también me obligaron a comulgar y meter el cuerpo del Anticristo en mi boca me provoca náuseas.
El caso es que, como se ve arriba, Franco y Pinochet no debían ser partidarios del aborto, porque comulgaban con tal deleite que talmente parecían estar comiendo foie o huevos de rey con Dom Pérignon. En el caso de Franco y Pinochet, la iglesia también comulgaba, pero con ruedas de molino.
Con el puto rollo éste del estatuto de Cataluña se ha consumado la transición desde el Movimiento Nacional al Movimiento Nacionalista. Simplemente hemos cambiado un fascismo por otro.
Como andaba muy liado estudiando los mosaicos en la época de Justiniano (al que le dieron por el Digesto) y otras gilipollecesmesejantes’ no me había ni siquiera percatado de que hemos cambiado el modelo productivo (por uno improductivo) y que la economía es sostenible, es decir, que los que venían chupando, mamando y robando han encontrado la fórmula para seguir haciéndolo de manera que se puedan perpetuar en la mamandurria hasta la quinta generación. Un ejemplo de economía sostenible es que hayan puesto a determinadas personas más que sospechosas a negociar la fusión de Caja España: es meter la zorra en el gallinero. Los mismos que la esquilmaron se reúnen ahora para seguir expoliando en el futuro al nuevo banco que nazca de la ‘con-fusión’.
¡Ay!, políticos. Lo que más les incomoda es la gente honrada y con formación, porque no la pueden manipular, por eso la orillan y luego se quejan de que los analfabetos que dirigen el país, el mundo y el resto de empresas lo jodan todo con las patas de atrás.
Normalmente me resisto a contar chistes, pese a que todo el Gobierno y la oposición se pasan el día inventándolos. Sin embargo este me parece muy ilustrativo:
Un conductor se percata de que se ha está perdido, maniobra y pregunta a un señor que va por la calle: - ¡Disculpe!, ¿podría usted ayudarme? He quedado a las 2:00 con un amigo, llevo media hora de retraso y no sé dónde me encuentro.- Claro que sí -le contesta- se encuentra usted en un coche, a unos 7 Km. del centro de la ciudad, entre 40 y 42 grados de latitud norte y 58 y 60 de longitud oeste.- Es usted ingeniero, ¿verdad? -dice el del coche- Sí señor, lo soy. ¿Cómo lo ha adivinado?- Muy sencillo, porque todo lo que me ha dicho es técnicamente correcto, pero prácticamente inútil: continúo perdido, llegaré tarde y no sé qué hacer con su información.- Usted es político, ¿verdad? -pregunta el de la calle.- En efecto -responde orgulloso el del coche- ¿cómo lo ha sabido?- Porque no sabe dónde está ni hacia dónde se dirige, ha hecho una promesa que no puede cumplir y espera que otro le resuelva el problema. De hecho, está usted exactamente en la misma situación que estaba antes de preguntarme, pero ahora, por alguna extraña razón parece que la culpa es mía.
Pues eso, ellos lo jodieron y ahora nos echan la culpa a nosotros.
Para que no haya dudas, ellos son todos los que han saqueado el país y destruido el sistema: políticos, banqueros, constructores y lameculos en general.
En fin, ahora vienen los ‘culturetas’ de ZP a sodomizarnos por internet. Que si las cargas, que si las descargas, que si los huevos de Mahoma: unas hostias les descargaba yo en mitad de los hocicos. Nadie que entapuje bajo la boina dos centímetros cúbicos de sesada puede defender que las deyecciones y ladridos de Ramoncín (el rey del pollo frito), de Víctor Manolo (el 'agüelo' fue picador allá en las Ventas... de Albares) y Ana Belén (‘agapimú’ o algo así) son un producto intelectual y que, como tal, ha de ser protegido. La propiedad intelectual debe amparar los estudios científicos, las obras de investigación y cosas así, porque si se permite su pirateo, entonces nadie investigaría y las ideas científicas no circularían. Dicen estos pseudoartistas que viven de la música, bueno, que dejen de hacerlo y así todos lo agradeceremos. Cuando Homero, cuando Cervantes y Quevedo, incluso, no había derechos de autor y estos autores son infinitamente mejores que Espido Freire y la ‘tontaloscojones’ de Laura Gallego, a quien yo personalmente escuché menospreciar a Julio Verne, como si supiera de quien hablaba.
PD. Me he retrasado un tanto en esta nueva entrega, pero es que ando con un lío de cojones, pues ya se sabe, en esto de los medios de comunicación hay mucho escaqueo. La máxima “cuanto más elegantes más ignorantes” suele funcionar muy bien a la hora de detectar a los trepas sin talento ni formación. Y esto también vale para los políticos: La Sinde, la Aído, el Sebastián...etc. Detrás de tanto rollo igualitario, sostenible y solidario rascas y no hay nada de nada. La hostia que se va a meter en las próximas elecciones ZP con estos ‘artistas’ del trapecio, que no del hambre (Kafka querido) va a ser un hostia que no va a haber dios que la comulgue.